Historias Thriive

thriive2

 Inspirando el Cambio Social

Rosquillería Alondra

Fátima Carazo Toruño es una emprendedora Thriive. Carazo formó parte de la fase 2013 al postular su negocia Rosquillería Alondra.

“Nuestra empresa es familiar,” comentó Carazo. “Empezó por tradición. Mi mamá producía rosquillas y todos los derivados de ellas. Eso fue aproximadamente hace 30 años, pero siempre se quedó como una microempresa que se desarrollaba solo a nivel local. Entonces las circunstancias me han llevado a tener mi propio negocio.”

El financiamiento que Rosquillería Alondra recibió fue de 3,648 dólares los cuales se usaron para compra de maquinaria y equipo. Carazo reemplazó todos los equipos que no estaban permitidos por el ministerio de salud, por unos aprobados, esto hizo que obtuviera su registro sanitario.

Antes de convertirse en emprendedora Thriive, sus productos se vendían en los buses y su lugar de producción era pequeño. A los seis meses, su producción incrementó, pasó de procesar 600 libras de masa para rosquillas a 2,400 libras por semana. En ese mismo lapso de tiempo contrató tres personas y gracias a un programa de la Unión Europea logró cambiar su logo, registró su marca y productos. Al final de su primer año Carazo tenía 17 personas contratadas, de las cuales dos fueron capacitadas por ella.

Su forma de impacto a la comunidad fue a través de capacitaciones y donaciones de comida a escuelas en comunidades de escasos recursos aledañas al Cañón de Somoto. Luego de haber realizado repagos en una escuela, se convirtió en Coordinadora del Consejo Escolar. Tanto le gustó su obra con la escuela que ayudó a remodelar la infraestructura de esta para facilitarles agua potable.

Con un crecimiento en ventas equivalente al 2,168.41%, Rosquillería Alondra ganó el premio “Emprendedor con Mayor Impacto Social Thriive 2015.”




Taller Especializado de Medios Auxiliares (TEMA)

En el año 2001, TEMA inició sus labores legalmente inscritas. Con poco capital de trabajo, Manuel Román, propietario de TEMA, se las ingeniaba para crear herramientas que fueran capaces de crear los medios auxiliares.

Si bien sus intentos para la creación de los medios auxiliares eran efectivos, la necesidad de un mejor acabado y maquinaria especializada era evidente.

En el año 2014, Román escucha de Thriive por primera vez y decide aplicar para poder realizar un sueño de hace años atrás.

“Todo para herramientas que mejorarían nuestros procesos productivos y nuestro gran deseo de mejoras en la calidad o acabado final de nuestros productos,” comenta Román. “Hacer realidad el sueño de muchos años atrás, de ayudar a los hermanos de Puerto Cabezas capacitándoles en reparaciones de sus propios medios auxiliares (sillas de ruedas, andariveles, bastones u otros medios).”

El financiamiento recibido fue de 10,000 dólares que se utilizaron para la compra de nuevo equipo.

“Nuestras innovaciones de productos fueron bien recibidas y nuestras ventas crecían significativamente,” afirmó Román. “Más proyectos se presentaron y logramos obtener ventas alcanzando récord de siete dígitos, muy emocionante y prometedor.”

La forma de repago a la comunidad se realizó en Bilwi, Puerto Cabezas, capacitando alrededor de 20 personas, usuarios de medios auxiliares, en la reparación de sus propios medios.

Actualmente TEMA tiene un incremento de ventas del 149%, cuenta con 14 empleados de tiempo completo y 16 de medio tiempo.




ServiPlus S.A.

Francella Muñoz, emprendedora Thriive desde 2012, obtuvo financiamiento de 9,400 dólares para la compra de equipos de limpieza.

“Supe por Thriive por una amiga que me informo del programa que casi estaba arrancando en Nicaragua y me pareció la oportunidad perfecta para aplicar ya que estaba iniciando ServiPlus S.A.,” comenta Muñoz.

El repago lo realizó en la Escuela Rodríguez y Ruiz, ubicada km 14 Carretera a Masaya.

“Decidimos hacerlo ahí porque consideramos que los niños y adolescentes son los más afectados con los problemas sociales,” explicó Muñoz. “Quisimos crear un impacto social para poder mejorar la calidad de tiempo que pasan en la escuela.”

El repago consistió en limpiar la escuela cada mes. También se impartieron charlas sobre limpieza a los estudiantes. ServiPlus hizo alianzas con Tip-Top, el cual donó 400 mochilas a la escuela, Oral-B donó cepillos dentales e impartió charlas sobre la higiene bucal. Finalmente, Sitel donó la pintura necesaria para pintar el exterior de toda la escuela.

ServiPlus S.A. empezó con 65 trabajadores de tiempo completo y 10 de medio tiempo. Actualmente cuenta con 84 de tiempo completo y 10 de medio tiempo.

Team PymeHistorias Emprendedores Thriive